COTIZA Y CONTRATA EN LÍNEA

COTIZA Y CONTRATA EN LÍNEA

Nombre

Apellido Paterno

Apellido Materno

Correo Electrónico

(LADA) + Teléfono

Porqué medio se enteró de nosotros.

Cotizar
Reiniciar

*Ingresa un nombre

*Ingresa un apellido paterno

*Ingresa un apellido materno

*Ingresa un email válido

*Ingresa un teléfono válido

*Enviado. En breve nos comunicaremos con usted. Gracias

b
a

Noticias

Mantenimiento a la caja de velocidades manual y automática

27/02/2019

 


Mantenimiento a la caja de velocidades manual y automática


 


 


La caja de velocidades es un elemento central en el auto. Es el componente que marca la pauta al motor para que el auto avance, de ahí su gran importancia.


 


Como bien sabemos hay dos grandes tipos de vehículos los de transmisión manual y los automáticos. Los primeros, como su nombre lo indica cuentan con una caja de cambios que el conductor tiene que efectuar de forma manual para regular la velocidad y revoluciones del motor.


 


Los autos de transmisión manual aun son los de mayor uso en muchos países como México, pero lo cierto es que los vehículos automáticos están ganando mucho terreno y se cree que los de transmisión manual tiendan a desaparecer por varios factores, entre ellos, la seguridad, ya que hay estudios que indican que los autos de transmisión manual al requerir una mayor coordinación para operarlos pueden provocar distracciones en los conductores que pueden derivar en accidentes viales.


 


Aunque este argumento es debatible, sin duda, conducir un vehículo automático es mucho más cómodo y nos permite concentrarnos más en la dirección y nuestro entorno.


 


Tanto la caja de cambios de un auto estándar o manual, como la de un automático sufren desgaste y es necesario llevar al auto a hacerle chequeos programados para corroborar que se encuentra en buen estado para evitar cualquier percance.


 


El buen estado de la caja de velocidades depende en gran medida de los hábitos de manejo. Lo peor que puedes hacer al manejar es sostener continuamente la palanca de cambios esto hace que la palanca haga fricción con otros componentes de la caja y que se desgasten las piezas que la componen.


 


Si identificas un constante olor a aceite quemado, o bien si las velocidades se botan, se producen ruidos por fricción a la hora de hacer un cambio, es momento de llevar el auto al mecánico para corregir cualquier posible afectación.


 


La caja de cambios también utiliza un fluido para lubricar los componentes, este líquido debe estar en el nivel adecuado y debe cambiarse periódicamente, se recomienda hacerlo cada 70 mil kilómetros o antes de 5 años.


 


Utilizar el clutch en exceso, hacer los cambios de forma inadecuada o aplicarlos en momentos inapropiados no solo desgasta la caja, sino toda la transmisión y hasta el motor, por ello es muy importante pulir la técnica de manejo y hacerlo a velocidades moderadas, de esta forma podrás prolongar la vida útil de la caja de cambios.


La caja de velocidades de un auto automático, aunque implica una menor interacción, también sufre desgaste si se utiliza de forma inadecuada, además puede tener afectación en el sistema eléctrico del vehículo. Cuando el auto está apagado este tipo de cajas se bloquea y el auto no puede moverse, por esta característica muchos automovilistas, los más experimentados, prefieren un auto de transmisión manual.


La reparación de ambos tipos de cajas de velocidades es costosa, así que mejor a conducir con buena técnica y moderación. Las sesiones de mantenimiento programadas son indispensables para que tu auto funcione al cien y de forma segura.


Esperamos que esta información te sea de mucha utilidad y que tengas un excelente viaje.

VOLVER